Por Berta Mialdea  -  El 23 feb, 2012 -  0 comentario(s)

Con la popularización de Internet son muchas las personas que han pasado de informarse acerca de lo que pasa a su alrededor mediante medios convencionales, para hacerlo a través de la red.

Internet es un espacio lleno de información, donde podemos encontrar millones de artículos, noticias y opiniones sobre un tema concreto. Esta enorme cantidad de información, lejos de mantenernos al tanto de lo que sucede, puede derivar en un fenómeno conocido como infoxicación, del que ya hemos hablado en otras ocasiones aquí.

Esto es, el exceso de información que nos llega puede llevar a confundirnos y no tener del todo claro el tema que en un principio tratamos de conocer. Muchas veces nos cuesta hacer una criba correcta de los contenidos que nos interesan y discriminar los que no. Para evitarlo, en la red encontramos Storify, una herramienta que nos ayuda a la hora de realizar esta selección:

Storify recopila y gestiona todos los contenidos que encontramos, y realiza una selección por nosotros, en base a nuestros intereses. Tras recoger información de nuestras diferentes redes sociales, como Twitter, Facebook, Youtube o Flickr, la compila y cataloga para ayudarnos a crear nuestro propio artículo o historia.

Lo primero que nos encontramos al acceder a Storify es el módulo de control, espacio que contiene agregadores de las diferentes redes sociales citadas anteriormente. Aún así, también incorpora un bookmarklet. Este consiste en un marcador que, instalándolo en el navegador, te permite marcar cualquier enlace que te interese mientras estás navegando por Internet. Una vez creada nuestra propia historia, la podemos insertar en un blog u otra  página web, para poder compartirla, así, con otros usuarios.

Así pues, este tipo de herramientas nos llevan a conocer los sucesos que más nos interesan desde diferentes puntos de vista, de manera más cercana y sin tener que conformarnos con la información que nos ofrecen los medios de comunicación de masas.

La recopilación de diferentes fuentes de información nos acerca al denominado periodismo ciudadano.

 

Imagen | Roberts87